Consejos para el cuidado de los pechos durante la lactancia

 En Lactancia

La lactancia materna es la mejor forma de alimentar a tu bebé, y debe ser una experiencia positiva para ambos. El cuidado de los pechos y una buena prevención con hábitos adecuados puede evitar muchos problemas con la lactancia materna.

 

Por eso os dejamos unos consejos sobre cómo cuidar los pechos mientras ofreces el pecho a tu bebé y antes de hacerlo.

  • La ducha diaria es suficiente para la higiene del pecho, areola y pezones. 
  • El agua y los jabones eliminan la lubricación natural del pezón, resecan la piel y predisponen a heridas. 
  • Secarlos bien antes de taparlos.
  • Cuando se usen discos cambiarlos cuando estén húmedos. Puedes utilizar los desechables o lavables. 
  • Si tienes mucha cantidad de leche puedes utilizar conchas colectoras para evitar humedad continua en el pezón.
  • Evita las pezoneras, y en caso de utilizarlas, busca la que sea acorde a tu tamaño de pezón.
  • Si los pechos están doloridos pueden usarse cremas con lanolina pura.
  • No usar cremas perfumadas, ni colonias.
  • Utiliza ropa cómoda de algodón que evite los roces.
  • Utiliza sujetadores de lactancia acordes al tamaño de tu pecho, no es recomendable que te apriete o ajuste.
  • Ante una sensación de ingurgitación dolor agudo o enrojecimiento son muy útiles los discos de gel frío/calor para aliviar dichas molestias. 

Todo el material necesario para el cuidado de los pechos y los pezones y conseguir una lactancia exitosa pueden encontrarlos dentro de la gama de productos Philips Avent de lactancia. 

¡Estamos encantadas de ayudarte para que disfrutes de la lactancia junto a tu bebé.!

¡CONSÚLTANOS!

¿ Te parece interesante ? ¡Compártelo!

¡También te gustará ver!

Deja un comentario

×
Hola! 😊
¿En qué te puedo ayudar?
lactancia-materna-mysalus